Mitos y símbolos del Elemento Fuego

La Tierra es lo sólido, el agua lo liquido, el aire el gas, y el fuego la temperatura que motiva las transformaciones de la naturaleza.
Para la mayoría de los pueblos primitivos el fuego procede del sol. También tienen la creencia de que es el representante del sol en la Tierra.

Según Eliade atravesar el fuego es símbolo de trascender la condición humana.

En los jeroglíficos egipcios el fuego aparece asociado a la idea de vida y salud, ya que da calor al cuerpo; también a la energía espiritual.

Los griegos representaban al espíritu con un soplo de aire incandescente. La llama es el símbolo de la trascendencia en sí.
El fuego ha acompañado a la humanidad desde sus comienzos. El fuego, Hijo del Sol, ha sido un elemento decisivo para el desarrollo humano y ha estado presente en la mayoría de cultos y ritos.

En el camino que el ser humano ha seguido para obtener el fuego Se distinguen tres etapas:

En la primera el hombre ignora su existencia. Pasaban frío y los alimentos se ingerían crudos. La única forma que conocían para calentarlos era el calor del sol.

La segunda etapa es la de la utilización del fuego. El hombre lo usa para calentar o cocinar los alimentos, pero ignora la forma de generarlo. Mantener el fuego encendido es una tarea Sagrada. Surgen los cultos y ritos relacionados con el fuego. Nace su simbolismo, algo que siempre estuvo y que debe perdurar. El fuego eterno o Sagrado.
La última etapa es el alumbramiento del fuego. Las técnicas para generar fuego se extienden, y pierde su carácter Sagrado. El fuego contribuyó a reforzar los lazos sociales. El hogar se convierte en el lugar de encuentro y reunión. Se distribuyen las tareas del grupo y se transmiten las técnicas. Mejoran las condiciones de vida, desarrollándose la inteligencia y las relaciones sociales y culturales. Las trazas más antiguas de hogares encendidos intencionadamente datan de hace más de ochocientos mil años.

Los alquimistas conservan el sentido dado por Heráclito, como «agente de transformación».

Según la teoría de los cuatro elementos (agua, aire, tierra y fuego) la materia en sí no existe. Lo único real son ciertos estados básicos de la misma en relación con el mayor o menor grado de intervención del elemento que lo conforma: sólido, líquido y gaseoso (tierra, agua y aire). El cuarto elemento, el fuego, es el intermediario entre estos estados. La mayor o menor presencia de calor o fuego los transforma o transmuta. Derrite los sólidos, evapora los líquidos o por su ausencia condensa estos últimos.
En el calendario festivo Las fiestas y tradiciones ígnicas (hogueras de San Juan, fuegos artificiales o el árbol iluminado de Navidad) se integran en la magia imitativa, asegurando la provisión de la luz y el calor solar.
El solido Platonico que representa al fuego es el Tetraedro: Chakra Plexo solar – Manipura.  Su función clave: manifestación. Atrae fuerza, generosidad, voluntad, decisión, energía, justicia, valor, autoestima y confianza en el presente. Representa las relaciones sociales , la energía vital, la fecundidad.

8 Comments on “Mitos y símbolos del Elemento Fuego

  1. muchas gracias Monique, como siempre muy interesante artículo!

  2. como siempre todo lo que compartes es maravilloso. Gracias. Un abrazo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Somos una comunidad con mas de 55000 personas en la web que estamos compartiendo y multiplicando!

Sobre Monique

Monique Dumoulin

Monique Dumoulin es Arquitecta egresada de la U.B.A. y Formadora Geómetra. Despúes de mucho recorrer decidió fundar este espacio, para poder compartir y multiplicar...